Trump ha sido llevado a otro juicio político: ¿Ahora qué pasará?

US Capitol
Photo credit iStock / Getty Images Plus
By RADIO.COM

Después de una votación por parte de la Cámara de Representantes el miércoles, Donald Trump es el único presidente en la historia de los Estados Unidos que ha sido llevado a juicio político, o “impeachment,” dos veces.

La primera vez, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos lo llevó a juicio político a finales del 2019 por abuso de poder y la obstrucción del Congreso. Trump fue absuelto a principios del 2020.

Solo días después del motín en el Capitolio el 6 de enero del 2021, donde seguidores de Trump se metieron y saquearon el edificio donde las cámaras del Congreso se reúnen y trabajan, y donde la violencia de la multitud resultó en cinco muertes, demócratas oficialmente introdujeron un artículo de juicio político contra Trump.

Los legisladores han acusado a Trump de “instigar una insurrección.” ¿Ahora qué le pasará?

A continuación, las respuestas a preguntas comunes sobre los juicios políticos en los Estados Unidos.

¿Qué significa “impeachment”?

En el gobierno de los Estados Unidos, un “impeachment” es una investigación de juicio político contra un oficial político. El procedimiento es lo equivalente a una acusación por un gran jurado.

Oficiales civiles de los Estados Unidos, incluyendo el presidente y vicepresidente, pueden ser removidos de su posición vía un juicio político tras ser condenados de traición, soborno, u otros delitos y faltas graves.

“Delitos y faltas graves” no son definidos exactamente en la Constitución, pero cubren el abuso de poder, comportamiento que no está en línea con el cargo de la oficina, o el uso de una posición oficial para un propósito inadecuado o para beneficio personal.

A nivel federal, esto es decidido por la Cámara de Representantes. El Senado realiza el juicio en sí, y si es un juicio político del presidente, entonces el Presidente del Tribunal Supremo de los Estados Unidos preside.

¿Cómo se realiza un juicio político?

Los estados tienen sus propios sistemas, pero a nivel federal un juicio político tiene tres partes. Primero, el congreso investiga las acusaciones para determinar si hay evidencia que el oficial ha cometido el crimen del cual ha sido acusado.

Luego, la Cámara de Representantes tiene que someter a votación y pasar artículos del juicio político. Si pasa, el acusado ha sido sometido al juicio político. En este momento, el acusado ha sido “impeached” pero el proceso no ha terminado.

El último paso es un juicio por el Senado. Condenación en el Senado requiere un voto de dos tercios.

¿Si alguien es sometido a un juicio político, quiere decir que es un criminal?

Tal vez. En los Estados Unidos, la ley claramente indica que una persona no puede ser declarada culpable de un crimen sin tener un juicio completo.

Sin embargo, para que alguien llegue a un juicio político, tiene que ser acusado de realizar ciertos crímenes. Como los crímenes por los cuales alguien puede ser sometido a un juicio político son serios, no es algo que se hace a la ligera.

¿Quiere decir que el acusado será despedido de su trabajo o irá a la cárcel?

No. Los procedimientos simplemente quieren decir que una persona ha sido acusada de algo que otros oficiales piensan que merece un juicio político.

Es posible que cuando el juicio se termine que el acusado sea despedido de su posición política, pero no es una condena oficial.

¿Qué pasa si el término del político ya se ha terminado o termina antes del juicio político?

Un juicio político puede resultar en la despedida de una persona de su posición política, pero esa no es la única consecuencia de ser encontrado culpable.

La 7ª cláusula de la 3ª sección del primer artículo de la Constitución de los Estados Unidos dice que “en los casos de responsabilidades oficiales, el alcance de la sentencia no irá más allá de la destitución del cargo y la inhabilitación para ocupar y disfrutar cualquier empleo honorífico, de confianza o remunerado, de los Estados Unidos.”

En otras palabras, alguien quien es sometido a un juicio político después del fin de su término político puede ser prohibido de postularse para otra posición política. Pero para que eso pasara, el Senado tuviera que votar a favor de ese castigo en un voto separado.

¿Ha pasado antes?

Si. La Cámara de Representantes ha iniciado procedimientos de juicio político decenas de veces desde los 1700s, incluyendo para tres presidentes.

El primero fue Andrew Johnson en 1868 (fue absuelto), Bill Clinton en 1998 (fue absuelto), y Donald Trump en 2019 (fue absuelto).

Los procedimientos de juicio político fueron empezados contra Richard Nixon en 1974, pero renunció de la presidencia antes que la Cámara de Representantes votara.

Nunca ha habido un juicio político de un presidente después de que su presidencia ha terminado.

Entérate de todo lo que tienes que saber en RADIO.COM Latino
ESCUCHA YA en la aplicación de RADIO.COM
Sigue RADIO.COM
Facebook | Twitter | Instagram